MATA PEMEX A SUS DERECHOHABIENTES CON RECORTES AL PRESUPUESTO PARA SALUD

  • En tanto, sigue realizando obras faraónicas en tiempos de pandemia solo para beneficiar a amigos del director general Octavio Romero Oropeza

 

 

Por Agencias SFAS/Ciudad de México.- En plena crisis sanitaria por el Covid-19, Petróleos Mexicanos castiga a sus trabajadores al reducir drásticamente el presupuesto para salud, pero continúa con obras faraónicas que en nada ayudan a superar la crisis de la petrolera.

En aras de la austeridad republicana aplicada por el director general de la empresa, el agrónomo  Octavio Romero Oropeza, castiga a los hospitales con medicamentos, al disminuir la compra de fármacos hasta en 84 por ciento.

En lo que va del año, han gastado 11.4 millones de pesos en medicamentos, que han tenido que ser utilizados por los casi 7 mil profesionales de la salud de Pemex para atender a 700 mil derechohabientes, entre trabajadores, jubilados y familiares en sus dos hospitales centrales, seis regionales, 13 generales, en tres clínicashospitales, 11 clínicas, 24 consultorios y una unidad médica del Centro Administrativo en esos dos meses.

En mayo y junio de 2019, en situación normal, Pemex adquirió fármacos por 78 millones 118 mil 386.16 pesos, 6.8 veces más de lo que gastó en el mismo bimestre de 2020, un promedio de 39 millones al mes.

Es decir, entre el bimestre mayo-junio de 2019 y el de 2020 hay una reducción en la compra de este tipo de productos de 85.4%, en un periodo crítico por el Covid-19 en este año.

De hecho la petrolera ha llegado incluso a adquirir medicamento caduco, tal como ocurrió en Tabasco, donde varias personas fallecieron a causa de suministro de medicamento en mal estado, que fue suministrado por una de las empresas favoritas de la cuarta transformación.

 

OBRAS PARA BENEFICIO DE AMIGOS