DAGOBERTO LARA ENTREGA EL PRI DE TABASCO A MORENA

  • Como un lacayo del sistema, rompió una alianza con el PRD, que le habría dado fuerza para competir en igualdad con Morena el 6 de junio próximo
  • Internamente sigue minando a los verdaderos liderazgos, para entregar candidaturas a quienes no representan absolutamente nada
  • Con ello, le libera el camino a los morenistas y al gobierno de la cuarta transformación

 

Por Pedro Pablo Jaramillo/Isaac Mendiola Z./Villahermosa, Tab.-Un año le bastó al títere dirigente del PRI, Dagoberto Lara Sedas, para acabar con el cascarón del partido y venderse al mejor postor, al romper una alianza con el PRD, que le habría dado posibilidades de disputar al tú por tú a Morena las elecciones del 6 de junio próximo.

Considerado un líder traicionero por sus propios allegados, a quienes pretende manipular con el cuento de que recibe instrucciones del Comité Ejecutivo Nacional, a quienes por otra parte critica duramente cuando lo llaman a cuentas por el desastre en el que tiene al partido en la entidad.

 

HISTORIA DE TRAICIONES

Georgina Trujillo ha impuesto a los últimos dirigentes del PRI en Tabasco, Gustavo de la Torre Zurita, Pedro Gutiérrez Gutiérrez  -que se la salió del huacal- y al nefasto Dagoberto Lara Sedas,  los tre

Erubiel, el tutor que impone candidatos.

s con pésimos resultados que han llevado al priísmo al abismo en el que hoy se encuentra.

Los priístas señalan la Gina se ha equivocado totalmente en su intromisión por querer controlar al PRI para saciar sus bajos instintos políticos, aunque ella contó con la complicidad de la hoy diputada federal Soraya Pérez Munguía –a quien su papá le comprará una diputación pluri porque de otra forma no gana-y del delegado del CEN en Campeche, Erubiel Alonso Que.

SE VENDIÓ AL MEJOR POSTOR

Siempre de la mano con Adán. ¿Pri-Mor?

Y como dice la canción “Hablando de mujeres y traiciones”, Lara Sedas, el otrora líder de los productores de borregos en los tiempos del corrupto gobernador Andrés Granier Melo, sintiéndose posicionado traicionó a su creadora Gina Trujillo y se entregó a los brazos de Soraya Pérez, quien le puso de tutor a Erubiel Alonso, y ambos le consiguieron la bendición para ser el nuevo dirigente del PRI en Tabasco.

¿Cuáles fueron las pretensiones e intenciones tanto de Soraya y Erubiel?, a la cardenense que la hicieran candidata a diputada federal por el segundo distrito y al exlíder priísta candidato a presidente municipal por el municipio de Balancán, aparte de que ellos serían quienes tomarían las decisiones de todas las candidaturas para el proceso electoral 2021.

ROMPIÓ EL ACUERDO

Tal acuerdo no ha sido cumplido por Dagoberto, al dejarlos fuera de las candidaturas que nunca peleó y dio paso al desorden que ahora tiene en el proceso de selección de candidatos que en dos ocasiones ha tenido que posponer porque no logra consensos y en otros municipios y distritos no tiene candidatos por la manera tan absurda de operar políticamente.

Prueba de ello fue la designación de la candidata al único distrito federal que se logró en la alianza federal PAN-PRI por la falta de liderazgo del débil dirigente estatal; la aspirante no es ni si quiera originaria del estado de Tabasco, no radica en el distrito y lo único que se sabe es que milita en “Antorcha Campesina”. Se trata de Odilia Medina, con la que le facilitaron el camino a Morena en esa región. Fue, se dice, una imposición más de Erubiel Alonso, al no quedar como abanderado en Balancán.

TRAICIÓN A LA MILITANCIA

Dagoberto Lara carece de todo, no tiene la capacidad ni operativa ni ideológica, no conoce los estatutos, ni los principios básicos mucho menos de sus ejes de acción, lo que si conoce es de su alta traición hacia la militancia a liderazgos a los que ha ofendido por su conducta e intolerancia.

 

VENDIÓ LA ALIANZA

En Tabasco se trabajó en la construcción de una alianza electoral PRI-PAN-PRD que permitiera nuevos equilibrios políticos, pero esto no fue posible porque Dagoberto Lara se paró de la mesa para vender los acuerdos construidos y favorecer a Morena y al propio gobierno del estado; se habla incluso de varios millones de pesos o contratos para romper la coalición ¿Quién lo sabe?.

Al final de cuentas solo maquilló el proceso con una mini alianza parcial que no le dejará ninguna utilidad al priismo tabasqueño, según porque así se lo ordenaron, ya que a cambio Morena envió a Layda Sansores como candidata al gobierno de Campeche, duramente cuestionada por la opinión pública, y así dejarle todo el escenario al partido oficial y se sirva con la cuchara grande en la tierra del hoy presidente de México.

Es así que en estos momentos, señalan militantes del partido, Dagoberto Lara anda vendiendo candidaturas al mejor postor haciendo a un lado a los verdaderos militantes.

Es decir, en el PRI todo tiene precio incluyendo la lista a diputados locales plurinominales en la que el se inscribirá aun sin cumplir los requisitos.

Traición al líder del PRD. Se alió con el PAN que no representa absolutamente nada en Tabasco.

En esa misma lista podrían esta Soraya Pérez como premio de consolación y también pretenden incluir al grupo de Andrés Granier como lo es su hijo Fabian Granier y la ex subsecretaria de Finanzas del periodo saqueador del químico, Marcela González.

Ahora resulta que quien inicio la debacle del PRI ahora esta convertido en el gran salvador, Andrés Granier Melo, quien juega con el partido en medio de chantajes para apoderarse de lo poco que le queda.

Dagoberto Lara ya tiene en sus manos el candado para colocarlo al portón del viejo edificio de 16 de Septiembre y clausurar y desterrar para siempre el priismo de Tabasco, todo porque se vendió y lo dejará tirado, endeudado  y sin registro. Al tiempo.