GOBIERNO MORENISTA DE ADÁN AUGUSTO LÓPEZ EN TABASCO, CÍNICO Y CORRUPTO

  • Ponen al descubierto como de manera directa adjudica contratos millonarios a empresa ‘constructora’ del primo del titular del Insabi, Juan Antonio Ferrer
  • ¿Y qué creen? El constructor vendió insumos hospitalarios al ISSET a sobreprecio; además tiene a cargo parte de un distribuidor vial en Villahermosa

 

 

Por Pedro Pablo Jaramillo/Isaac Mendiola Z/Enero, 2021.- Exhiben al gobierno corrupto del morenista Adán Augusto López Hernández, quien sigue otorgando contratos a diestra y siniestra, superando a sus antecesores, de manera directa para beneficiar a la mafia gobernante.

El canal de noticias Latinus exhibió al primo de Juan Antonio Ferrer, director del Instituto de Salud para el Bienestar, José Rubén Ferrer del Río como gana millones de pesos a manos llenas en contratos médicos firmados con el gobierno de Tabasco y el IMSS, aun cuando su empresa CM del Golfo, se dedica a la construcción, que también tiene a su cargo un distribuidor vial en Villahermosa bajo el manto protector del morenismo.

SACAN RAJA CON LA PANDEMIA

Desde abril 2020, justo cuando la pandemia de Covid 19 se convirtió en un gran problema, el primo del director del INSABI, inició el gran negocio con el gobierno de Adán Augusto, al venderle a sobreprecio productos hospitalarios al ISSET que regentea el ‘incorruptible’ y chapulín Fernando Mayans Canabal.

12 CONTRATOS SIN NINGÚN TESTIGO

Así, López Hernández, de acuerdo a la investigación del portal de noticias, dispuso acuerdos con el favorito empresario de la cuarta transformación, José Rubén Ferrer del Río, al firmar 12 contratos sin ningún testigo de por medio y en lapsos de entre 15 y 30 minutos.

De hecho, tan solo de abril a octubre de 2020, CM del Golfo comenzó a vender insumos médicos al Instituto de Seguridad Social del Estado de Tabasco (ISSET) por un precio de más de 48 millones de pesos.

COFRADÍA FAMILIAR

Además, el alcalde morenista de Centro, Evaristo Hernández, donde el hermano del titular del Insabi es director de Obras Públicas, le compró batas, cubrebocas, caretas, vendas, medicamentos y otros artículos de la misma naturaleza.

Cabe mencionar que CM del Golfo nunca antes había comercializado equipo médico al gobierno de Tabasco, al IMSS u otra institución pública o privada de salud.

VENDIERON A SOBREPRECIO

Juan Antonio Ferrer, director del Instituto de Salud para el Bienestar.

Por ejemplo, en los contratos que se pueden ubicar en el portal Compranet, CM del Golfo vendió insumos médicos por más del 1000% de su valor original.

Cotizó termómetros infrarrojos, similares a los que se usan para tomar la temperatura en tiendas o comercios, a 2 mil 395 pesos cada uno, cuando su precio en el mercado no rebasa los 300 pesos.

También vendieron trajes desechables de protección biológica a 500 pesos cada uno, cuando se cotizan en menos de 200 pesos al menudeo.

Otro de los artículos con sobreprecio que adquirió el ISSET, son mascarillas de la marca 3M a un precio de mil 750 pesos cada una.

 

José Rubén Ferrer del Río, el constructor vende insumos hospitalarios.

TAMBIÉN HACE NEGOCIOS EN CHIAPAS

Tal como lo hizo en la Delegación del IMSS en Tabasco, también en Chiapas sacó raja de la pandemia, con el visto bueno de Zoe Robledo, el director general de la institución, y por supuesto del gobierno morenista de Rutilio Escandón Cadenas, que casualmente tiene como consorte a Rosalinda López Hernández, funcionaria del SAT y hermana del gobernador tabasqueño.

El IMSS de Chiapas adquirió a la empresa CM del Gofo casi 50 millones de pesos en artículos médicos a sobreprecio.

Por ejemplo, vendió mascarillas 3M a un precio de mil 290 pesos cada una, cuando la marca las cotiza en 30 pesos. Lo mismo ocurrió con miles de batas, guantes, caretas y otros insumos que se desconocen su destino, al ventilarse protestas de personal de salud reclamando precisamente equipo médico para atender a las personas con Covid-19.