OLA DE NARCO EJECUCIONES EN CHIAPAS; ENCUENTRAN A TRES “ENCOBIJADOS” EN CINTALAPA

Por Agencias SFAS/Cintalapa Chiapas.- Sacude violencia  a Chiapas con narco ejecuciones en distintos municipios de la entidad.

Tan solo el día de ayer la policía localizó tres cadáveres de personas ejecutadas  y que estaban “encobijadas” en los límites de Chiapas y Oaxaca, además de presentar signos de tortura.

Tres cuerpos fueron localizados sobre la carretera federal 190 tramos Cintalapa–Tapanatepec, Oaxaca, a la altura del kilómetro 20 cerca de los límites entre Chiapas y Oaxaca.

El hallazgo fue realizado esta mañana por habitantes de la zona, mismos que dieron el aviso a las autoridades correspondientes arribando al sitio policías de distintas corporaciones para investigar los lamentables hechos.

Las autoridades revelaron que los restos humanos estaban envueltos en cobijas y en unas bolsas de color negras además de que los cadáveres estaban ya en estado de descomposición.

Tras acordonar el área y hacer la toma fotográfica y además de levantamiento de indicios, el fiscal del ministerio público ordeno que los cuerpos fueron trasladados al estado de Oaxaca dado que los indicios apuntaban que eran de esa entidad.

Más tarde, dos mujeres originarias del poblado de Chahuites, Oaxaca, poblado que limitan con el municipio de Cintalapa, Chiapas acudieron a reconocer a dos de los cuerpos por la ropa que vestían de los cuales indicaron que eran sus esposos mismos que estaban desaparecidos desde el pasado 24 noviembre cuando presuntamente los levanto un grupo de sujetos armados de la delincuencia organizada.

Las mujeres dijeron que los extintos en vida respondían a los nombres de Manuel Momenthy Martínez de 40 años de edad  y Enrique García Enríquez de 29 años, ambos originarios del municipio de Chauites, Oaxaca.

Por el momento, el tercer cuerpo está en calidad de desconocido dado que hasta el momento no ha podido ser identificado por la fiscalía ni persona alguno acudido a reclamarlo.

Cabe señalar que estas muertes violenta se suman a otras tres ejecuciones cometidas en el municipio de Mapastepec hace algunos días, otros seis asesinados en Berriozábal, tres más en Pijijiapan, además de tres ejecutados en la localidad de Suchiate y uno más en Tuxtla Chico y Arriaga.

En todos los casos los asesinatos llevan la marca de la delincuencia organizada y hasta la fecha la seguridad de Chiapas se le está saliendo de las manos al procurador Raciel López Salazar y al secretario de Seguridad Pública estatal, José  Luis Llaven Abarca,